AcusVib - Tecnología de control ruidos y vibraciones

AcusVib ruido

Tratamientos Antivibratorios

Tratamientos Antivibratorios Tras el estudio FFT de la vibración y del espectro del ruido causado por la misma, realizamos sistemas antivibratorios de baja frecuencia de resonancia.

Mediante cálculo matemático de reparto de cargas, se evita la aparición de tensiones perjudiciales para la instalación.

Aconsejamos realizar estructuras auxiliares "in situ" para conformar una bancada común, cuya amortiguación conjunta permite obtener mejores resultados que amortiguaciones independientes.

Resultados garantizados.

Un sistema masa muelle puede ser representado por una masa “M”, excitada por una fuerza ”F” y apoyada sobre un elemento elástico de rigidez “K” y amortiguamiento “C”.

Vibracion 1

La frecuencia propia del sistema masa muelle es igual viene dada por la expresión:


La eficacia de la suspensión puede ser medida por la transmisibilidad, -es decir,- por la fuerza que es transmitida por la máquina al suelo. Se define como, el ratio entre la fuerza transmitida al suelo FOT y la fuerza originaria producida por la vibración FO.


A su vez, e grado de deflexión “d” de un amortiguador está relacionada con su frecuencia natural de resonancia por la expresión


Por otra parte, el aislamiento de la vibración depende de la relación entre la frecuencia natural de resonancia y la frecuencia de vibración de la fuerza perturbadora según:

Vibracion 2

De todo lo anterior se infiere que frecuencia natural de resonancia del elemento amortiguador, frecuencia perturbadora de la máquina a amortiguar, deflexión del amortiguador y aislamiento de vibraciones obtenido, están íntimamente relacionadas.


A mayor deflexión en general, mayor amortiguación.

Vibracion 3

Para lograr un óptimo resultado de aislamiento de vibraciones, son necesa­rios los disposi­ti­vos anti­vibrato­rios adecuados, tra­ba­jan­do dentro del campo de deflexión estáti­ca indicado ­para cada caso en fun­ción de los pesos de las má­qui­nas, régimen de funcio­na­miento del motor, nº de puntos de apo­yo, distancia entre vigas del forjado y luces de las mismas, etc.


Se trata en definitiva de obtener la máxima disminución de la vibración, y de irse alejando lo más posible de las frecuencias de resonancia de los sistemas susceptibles de entrar en vibración: forjado, suelo flotante (en caso de haberle), y sistema máquina-apoyo.


El efecto de un insuficiente apoyo antivibratorio, es la generación de niveles de ruido excesivos, incluso a pesar de tener altos grados de aislamiento a ruido aéreo.


La velocidad de la transmisión del ruido en un material, es función de la elasticidad del medio. Así algunos ejemplos a temperatura ambiente son:


Aire... 344 m/s.
Agua... 1.410 m/s.
Acero... 5.200 m/s.


Por tanto, observamos claramente que la transmisión de la vibración por vía sólida sería más eficaz a través de los paramentos, que a través del aire.


Una vez excitada mecánicamente la estructura de un edificio, la vibración se transmite a los paramentos, y estos a su vez actúan como resonador, generando ruido aéreo audible y molesto.

En función del peso a soportar por el amortiguador, y la frecuencia del funcionamiento (régimen de vueltas del ventilador, motor, etc.)


Tras el estudio FFT de la vibración y del espectro del ruido causado por la misma, realizamos sistemas antivibratorios de baja frecuencia de resonancia.

Vibracion 6

Mediante cálculo matemático de reparto de cargas, se evita la aparición de tensiones perjudiciales para la instalación.

Vibracion 7

Aconsejamos realizar estructuras auxiliares "in situ" para conformar una bancada común, cuya amortiguación conjunta permite obtener mejores resultados que amortiguaciones independientes. Ver apartado bancadas de inercia.


Resultados garantizados.



Amortiguadores de baja frecuencia de resonancia ACUSVIB VSTOP, formados por resorte de acero al carbono, con tratamiento de granallado, más cincado e hidrogenado con doble protección y bicromatado recubierto de poliéster, con cazoletas / placas de apoyo bicromatadas de alta resistencia mecánica,


El granallado es una técnica de limpieza superficial por impacto con el cual se puede lograr un excelente acabado, a la vez que mejora las propiedades mecánicas de los componentes tratados.


Los materiales sometidos a tratamiento mejoran de forma significativa la resistencia a la fatiga y mecánica global.


Por otra parte se mejora la adherencia para el proceso posterior de pintado, y se estabilizan tensiones del material.


Óptimos resultados de protección frente a la corrosión (Hasta 1.000 horas sin oxidación en Cámara de Niebla salina, con un proceso combinado de Granallado, Cataforesis y Pintura polvo).



-Incrementan la estabilidad del sistema
-Bajan el centro de gravedad del sistema


Vibracion 21 Vibracion 22

-Mejoran el reparto de cargas a los amortiguadores
-Minimizan el efecto de fuerzas externas
-Proporcionan rigidez al sistema
-Actúan como una barrera acústica localizada bajo la máquina, cuando se complementan con hormigón, o paneles acústicos.
-Reducen los problemas debidos a varios modos de vibración acoplados (arriba-abajo, laterales, etc.)